ROMERÍA DE SAN ANTÓN

La romería de San Antón es la primera en el calendario de romerías madrileñas, y una de las que se ha mantenido hasta nuestros días, aunque algo cambiada. Comenzó  a celebrarse en el s. XVIII, los dueños de los animales de la villa, se arreglaban y los llevaban a la iglesia de la calle Hortaleza de los padres escolapios. Los alrededores de los caminos que conducían a los pueblos de Hortaleza y Fuencarral estaban bastante solitarios, por ello, se utilizaron alguna vez como cordón sanitario de la peste. Con el tiempo el solar se vendió para levantar las Escuelas Pías a los escolapios, que tras su primer colegio en Madrid en Lavapiés, decidieron abrir un segundo colegio. Cerca del convento de la calle San Mateo había un hospital de leprosos regido por clérigos de San Antonio Abad, que estaba vació desde 1787, y solicitaron que se les entregará dicho hospital, y pasó a ser las Escuelas Pías de San Antón. Se eliminaron las decoraciones barrocas de Pedro de Ribera y el edificio se tornó más clásico.

En recuerdo de la ceremonia de clausura del antiguo hospital se bendijeron frutos y bestias, y está última costumbre continuó realizándose después para proteger a los animales, que venían a representar el sustento de la familia (vacas, cerdos, etc.).

Allí se celebra esta curiosa misa entre los animales variados, desde luego no es la misa más silenciosa. Antiguamente se iban después a un ventorro cerca del portillo de Santa Bárbara, que estaba por lo que hoy conocemos como Alonso Martínez, pero como estamos en enero y el frío aprieta, se recogían pronto para continuar las celebraciones en  las casas.

LA ROMERÍA DE SAN ANTÓN EN LA CALLE DE HORTALEZA. - Nuevo mundo (Madrid). 17.1.1895

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll hacia arriba